Epidemiología de caídas de ancianos en españa. Una revisión sistemática, 2007 (Epidemiology of falls in the elderly in Spain. A systematic review, 2007)

De
Publicado por

Resumen
Las caídas representan un importante problema de salud para las personas mayores y repercuten en costes elevados. Para prevenirlas se ha demostrado que es clave el conocimiento epidemiológico de la población diana. Esta revisión sistemática tiene como objetivo identificar la incidencia, los factores de riesgo y las consecuencias de las caídas en la población española, analizando la calidad metodológica de los estudios que aportan estos datos. Dos personas identificaron 54 estudios mediante búsqueda manual y electrónica (MEDLINE, Dialnet, Tesis en Red, TESEO y CSIC [ICYT, IME, ISOC]). Se seleccionaron 13 estudios realizados en España con personas no hospitalizadas mayores de 64 años, y se valoró su calidad metodológica. Se aprecia heterogeneidad en las características y calidad de los estudios, siendo en general los análisis de los datos insuficientes. Los factores de riesgo y las consecuencias deben ser vistos con precaución, pues en la mayoría de los estudios no es posible hacer inferencia causal. Se identifica que los índices de caídas actuales se encuentran en el mismo nivel del primer estudio epidemiológico publicado hace 15 años. Se concluye que en España la incidencia de caídas es elevada, precisándose estudios sobre factores de riesgo con dirección causa efecto en la comunidad y comparaciones entre
residencias de ancianos. Finalmente, las consecuencias físicas, psicosociales y económicas, deben ser investigadas con más profundidad.
Abstract
Falls in the elderly are a serious problem that results in large health care expenditures. To prevent them, it has been shown that the key is an epidemiologic knowledge of the target population. The purpose of this systematic review was to identify the incidence, risk factors and consequences of falls in the Spanish population, by analyzing the methodological quality of studies that provide these data. Two independent authors identified 54 studies through manual and electronic means (MEDLINE, Dialnet, Tesis en Red, TESEO y CSIC [ICYT, IME, ISOC]). A total of 13 studies performed in Spain with non-hospitalized elderly individuals older than 64 years of age were selected and assessed for their methodological quality. We found heterogeneity in the characteristics and quality of the studies, and a general inadequacy of data analyses. The risk factors and consequences must be viewed with caution, since in most of the studies a causal inference cannot be made.We showed that the current fall rates are at the same level as those of the first epidemiologic study published 15 years ago. We conclude that Spain has a high incidence of falls and needs studies on risk factors directed toward cause and effect in the community and comparisons among nursing homes. Finally, the physical, psychosocial and economic consequences must be investigated more thoroughly.
Publicado el : martes, 01 de enero de 2008
Lectura(s) : 38
Fuente : Revista Española de Salud Pública 1135-5727 2008 Vol. 82 número 1
Número de páginas: 14
Ver más Ver menos
Cette publication est accessible gratuitement

Rev Esp Salud Pública 2008; 82: 43-56 N.° 1 - Enero-Febrero 2008
REVISIÓN SISTEMÁTICA
EPIDEMIOLOGÍA DE CAÍDAS DE ANCIANOS EN ESPAÑA.
UNA REVISIÓN SISTEMÁTICA, 2007
Zenewton André da Silva Gama (1), Antonia Gómez Conesa (1) y Marta Sobral Ferreira (2)
(1) Departamento de Fisioterapia - Universidad de Murcia.
(2) Medicina Preventiva y Salud Pública. Departamento de Ciencias Sociosanitarias. Universidad de Murcia.
RESUMEN ABSTRACT
Las caídas representan un importante problema de salud Epidemiology of falls in the elderly
para las personas mayores y repercuten en costes elevados.
in Spain. A systematic review, 2007Para prevenirlas se ha demostrado que es clave el conocimien-
to epidemiológico de la población diana. Esta revisión siste-
mática tiene como objetivo identificar la incidencia, los facto- Falls in the elderly are a serious problem that results in
res de riesgo y las consecuencias de las caídas en la población large health care expenditures. To prevent them, it has been
española, analizando la calidad metodológica de los estudios shown that the key is an epidemiologic knowledge of the target
que aportan estos datos. Dos personas identificaron 54 estu- population. The purpose of this systematic review was to
dios mediante búsqueda manual y electrónica (MEDLINE, identify the incidence, risk factors and consequences of falls in
Dialnet, Tesis en Red, TESEO y CSIC [ICYT, IME, ISOC]). the Spanish population, by analyzing the methodological
Se seleccionaron 13 estudios realizados en España con perso- quality of studies that provide these data. Two independent
nas no hospitalizadas mayores de 64 años, y se valoró su cali- authors identified 54 studies through manual and electronic
dad metodológica. Se aprecia heterogeneidad en las caracterís- means (MEDLINE, Dialnet, Tesis en Red, TESEO y CSIC
ticas y calidad de los estudios, siendo en general los análisis de [ICYT, IME, ISOC]). A total of 13 studies performed in Spain
los datos insuficientes. Los factores de riesgo y las consecuen- with non-hospitalized elderly individuals older than 64 years
cias deben ser vistos con precaución, pues en la mayoría de los of age were selected and assessed for their methodological
estudios no es posible hacer inferencia causal. Se identifica quality. We found heterogeneity in the characteristics and
que los índices de caídas actuales se encuentran en el mismo quality of the studies, and a general inadequacy of data
nivel del primer estudio epidemiológico publicado hace 15 analyses. The risk factors and consequences must be viewed
años. Se concluye que en España la incidencia de caídas es with caution, since in most of the studies a causal inference
elevada, precisándose estudios sobre factores de riesgo con cannot be made. We showed that the current fall rates are at the
dirección causa efecto en la comunidad y comparaciones entre same level as those of the first epidemiologic study published
residencias de ancianos. Finalmente, las consecuencias físicas, 15 years ago. We conclude that Spain has a high incidence of
psicosociales y económicas, deben ser investigadas con más falls and needs studies on risk factors directed toward cause
profundidad. and effect in the community and comparisons among nursing
homes. Finally, the physical, psychosocial and economic
consequences must be investigated more thoroughly.Palabras clave: Epidemiología. Accidentes por caídas.
Ancianos. Revisión sistemática.
Key words: Epidemiology. Accidental falls. Aging.
Review, systematic.
Correspondencia:
Zenewton André da Silva Gama
Departamento de Fisioterapia
Facultad de Medicina
Universidad de Murcia.
Espinardo
30100 Murcia.
Correo electrónico: zenewton.andre@alu.um.esZenewton André da Silva Gama et al.
INTRODUCCIÓN Estrategia de búsqueda: La búsqueda
se efectuó entre abril y junio de 2007, sin
Mundialmente, las caídas representan límites de idiomas ni de año de publica-
un importante problema para las personas ción, en las bases de datos electrónicas
mayores y repercuten en altos gastos de MEDLINE, Dialnet, Tesis en Red,
cuidados de salud. En España, un país con TESEO y CSIC (ICYT, IME, ISOC),
una población de ancianos de cerca de encontrándose respectivamente en cada
7.500.000 personas, el 16,7% en relación una de ellas 13, 19, 1, 0 y 16 títulos poten-
al total, está especialmente afectado por cialmente relevantes. Los descriptores del
1este problema . Para combatirlo, por Medical Subject Headings utilizados en
medio de intervenciones efectivas y efi- MEDLINE fueron risk factors, accidental
cientes, es necesario conocer la epidemio- falls, falls y aged, limitando la búsqueda a
logía del problema en la población anciana artículos que hicieran referencia a España
2española . en cualquier parte del texto. Los términos
utilizados en las bases de datos naciona-
La primera publicación en España sobre les, del Índice Médico Español, fueron
caídas de ancianos en el año 1985, incenti- muy variados, siendo los principales: caí-
vó el desarrollo de investigaciones epide- das, vejez, accidentes, factores de riesgo y
3miológicas sobre el tema . Ocho años des- anciano. Tres artículos y dos tesis docto-
pués, fue publicado el primer estudio rales fueron identificados por medio de
epidemiológico sobre caídas en población búsqueda manual, en el análisis de las lis-
española, hasta entonces los estudios se tas de referencias bibliográficas de los
relacionaban con las consecuencias de los artículos seleccionados, comunicación
accidentes por caídas, como por ejemplo, con los autores y consulta con expertos.
fracturas de cadera. Actualmente, aunque Aunque se intentó localizar estudios no
se dispone de numerosos estudios sobre publicados, no se consiguió identificar
caídas no siempre aportan la calidad meto- ninguno que cumpliera con los criterios
4dológica recomendada . Ello justifica una de inclusión.
revisión sistemática que analice los indica-
dores de frecuencia, los factores de riesgo Selección de los estudios: Fueron
y las consecuencias de las caídas en ancia- seleccionados para revisión todos los estu-
5nos en España . dios de prevalencia, incidencia, factores de
riesgo, o consecuencias de las caídas de
El objetivo de este estudio es identificar ancianos en España. Los sujetos estudia-
la calidad de las publicaciones científicas dos deberían ser mayores de 64 años de
sobre el tema y resumir los hallazgos de los edad, no hospitalizados, y el diseño del
estudios que examinaron la frecuencia, los estudio descriptivo u observacional. Los
múltiples factores de riesgo y las conse- estudios tenían que estar realizados entre
cuencias de las caídas en personas mayores 1980 y 2006, ya que antes de 1980 no se
de 64 años que viven en España. han encontrado trabajos empíricos sobre
este tema en España. Dos autores indepen-
dientes (ZASG y MSF), identificaron los
MATERIAL Y MÉTODOS estudios según la estrategia de búsqueda y
los criterios de inclusión establecidos.
Diseño: Revisión sistemática de estudios Posteriormente, se compararon las dos
observacionales epidemiológicos con regis- búsquedas para consensuar las discordan-
tro de caídas de temporalidad retrospectiva cias. Finalmente se seleccionaron 13 estu-
6-18y prospectiva, publicados en artículos cien- dios cuyo proceso de selección y exclu-
tíficos y tesis doctorales. sión está descrito en la figura 1.
44 Rev Esp Salud Pública 2008, Vol. 82, N.° 1EPIDEMIOLOGÍA DE CAÍDAS DE ANCIANOS EN ESPAÑA. UNA REVISIÓN SISTEMÁTICA
Figura 1
Búsqueda bibliográfica de los artículos relevantes
Búsqueda electrónica: Búsqueda manual:
49 estudios identificados en 5 estudios identificados en las refe-
MEDLINE, Dialnet, Tesis en Red, rencias de los estudios relevantes y
TESEO y CSIC (ICYT, IME, ISOC). por consulta de expertos.
Estudios excluidos:
11 revisiones o editoriales;
6 lesiones relacionadas a caídas;
5 en ámbito hospitalario; Estudios excluidos:
4 no valoraban frecuencia, ni ries-
1 en ámbito hospitalario;go, ni consecuencia de caídas;
3 series de casos.4 repetidos;
3 fuera de España;
3 serie de casos;
1 con niños.
Estudios incluidos: Estudios incluidos:
12 estudios que cumplen con los 1 estudio que cumple con los crite-
criterios de inclusión. rios de inclusión.
13 estudios incluidos tras
la búsqueda efectuada
por los dos revisores
Extracción de datos: Los estudios como “un evento sin intención que lleva
incluidos fueron valorados en cuanto a su una persona al reposo en el suelo o en otro
calidad metodológica. Para ello se utilizó nivel más bajo, sin estar relacionado con un
un protocolo de evaluación compuesto por evento intrínseco importante (p. ej. Acci-
12 criterios. Debido a las controversias dente Cerebro Vascular) o alguna fuerza
sobre la validez de asignar valores de cali- extrínseca (p. ej. ser derribado por un
dad en revisiones sistemáticas de estudios coche)”. El criterio 2 se refiere a la tempo-
observacionales, así como de ensayos clíni- ralidad del estudio, prospectivo o retros-
cos aleatorios, no hemos cuantificado el pectivo. Los criterios 3, 4, 5 y 6 se relacio-
peso de cada criterio metodológico. Las naron con los estudios prospectivos, y
variables de valoración han sido cualitativas consideraron aspectos relacionados con un
dicotómicas, con calificaciones de “sí” o adecuado control del seguimiento. Así, el
“no”, de acuerdo con la presencia o ausen- criterio 3 abordó el tiempo medio de segui-
cia del criterio estudiado. La valoración de miento de las caídas, si fue superior o infe-
la calidad metodológica fue realizada por rior a 1 año. El criterio 4 identificó los estu-
dos autores (ZASG y MSF), de manera dios que tuvieron intervalos de recogidas
independiente, y las discordancias en cuan- de datos menores o iguales a 1 mes. El cri-
to a alguna calificación fueron consensua- terio 5 tuvo en cuenta si los investigadores
das con un tercer colaborador experto en utilizaron estrategias para evitar sesgos de
meta-análisis. memoria en la recogida de datos. En cuan-
to al criterio 6, recogió el enmascaramien-
En el primer criterio de la evaluación to del evaluador durante el seguimiento. El
metodológica se verificó la aportación de criterio 7 consideró tanto si las no respues-
una definición específica de caída. Por tas como las pérdidas de sujetos fueron
19ejemplo, Tinetti et al. definieron caída inferiores al 20% de la muestra. El criterio
Rev Esp Salud Pública 2008, Vol. 82, N.° 1 45Zenewton André da Silva Gama et al.
8 evaluó si los estudios tuvieron en cuenta En cuanto a las consecuencias de las caí-
factores intrínsecos y extrínsecos o das, ninguna investigación tenía como obje-
ambientales (p. ej. uso de bastón, escalo- tivo principal estudiarlas. Las consecuen-
nes, piso resbaladizo). El criterio 9 consi- cias estudiadas se relacionaron con lesiones
deró la validez del método de evaluación físicas, cambios en los hábitos de vida, la
clínica y de los instrumentos utilizados. El consecuencia psíquica relacionada al miedo
criterio 10 se refería al correcto análisis, de caerse y la asistencia sanitaria. No obs-
presentación e interpretación de los datos, tante, las variables de consecuencias de caí-
evaluándose la existencia del uso de análi- das asumen un papel secundario y superfi-
sis estratificado, multivariado, y presenta- cial en la gran mayoría de los estudios.
ción adecuada de los resultados y métodos
estadísticos. El criterio 11 se refirió al Métodos estadísticos utilizados: La
tamaño muestral y procedimiento de mues- heterogeneidad en cuanto al ámbito de la
treo, considerándose el tamaño muestral investigación, comunidad e instituciones,
mínimo de 100 y el uso de algún método de en relación al tipo de diseño, temporalidad
muestreo probabilístico; no consideramos prospectiva y retrospectiva, la carencia de
correctas muestras de conveniencia. El cri- datos por medio de tablas de contingencia,
terio 12, y último, fue si el estudio era apli- y sobretodo la gran cantidad de factores de
cable a la población anciana general. Para riesgo encontrados (40 en total), impiden la
ello, hemos considerado si la muestra era realización de un meta-análisis formal para
representativa, el uso de inferencia estadís- estimar el efecto global de los estudios que
tica, la definición de caída utilizada y el analizan factores de riesgo o consecuencias
ámbito de estudio. de las caídas. Por lo tanto, hemos desarro-
llado una revisión sistemática con un enfo-
Relevancia de los estudios incluidos: que más cualitativo y metodológico.
En cuanto a los resultados de frecuencia de
caídas, los registros retrospectivos son más Aunque no es objetivo de este trabajo
débiles, ya que pueden infravalorar los hacer un análisis cuantitativo por medio de
datos por un potencial sesgo de selección un meta-análisis formal, hemos utilizado
y/o de información, ya que la variable otros métodos de análisis estadístico más
dependiente en general proviene del autoin- simples. En concreto, con objeto de com-
forme. El sesgo de información es posible probar si se dan cambios con el paso del
debido a la habitual pérdida de memoria en tiempo en la frecuencia de caídas, se hizo
las personas mayores. un análisis gráfico de las incidencias acu-
muladas y prevalencias de periodo en fun-
En cuanto a los factores de riesgo, ción de año de publicación. Además, hemos
pocos estudios pueden hacer inferencias reportado las frecuencias relativas de las
causales, por no establecer temporalidad consecuencias de las caídas.
de causa y efecto. Solamente los estudios
prospectivos y que comparan sujetos que
cayeron y que no cayeron deberían inferir RESULTADOS
algún factor de riesgo; mientras que los
estudios retrospectivos son útiles para Evaluación metodológica: Las tablas 1
caracterizar a las personas ancianas con y y 2 presentan las características de los estu-
sin antecedente de caídas. En ambos tipos dios y los resultados de la evaluación meto-
de estudios, prospectivos y retrospectivos, dológica de las 13 investigaciones incluidas.
el control de variables de confusión por el
uso de análisis estratificado y de regresión Los estudios con población institucio-
multivariada fue poco observado. nalizada fueron todos de naturaleza pros-
46 Rev Esp Salud Pública 2008, Vol. 82, N.° 1EPIDEMIOLOGÍA DE CAÍDAS DE ANCIANOS EN ESPAÑA. UNA REVISIÓN SISTEMÁTICA
Rev Esp Salud Pública 2008, Vol. 82, N.° 1 47
Tabla 1
Características de los estudios incluidos y la frecuencia de caídas identificada en ellos
Incidencia acumulada
Media de edad
Número de sujetos % pérdida o Tipo de (en prospectivos) y
Autores Año Fecha del estudio (Desviación típica) / Criterios de inclusión
/ % mujeres no respuesta estudio prevalencia de período
Ámbito
(en retrospectivos)
9
García et al 1994 na 79 / 86,1 na 83,9 (6,7) / Residencia Prospectivo na 1 o más: 39,2%
(1 año) 2 o más: 19%
7
Buz 1996 na 252 / 65 6,3 na (na) / Residencia Prospectivo na 1 o más: 46%
(1 año)
10
Méndez et al 1997 1993 1.181 / na — na (na) / Comunidad Retrospecti- >64 años y haber sido valorado 1 o más: 14,4%
vo (1 año) anteriormente
Fernández-Castañón 1998 1996-1997 33 y 93 / 81,8 y 88,2 na 77,2 y 81,5 / Centro Prospectivo na 1 o más: 70% y 44%
8
y Cielos de día y residencia (16 meses)
6
Bueno et al 1999 na 190 / 71 9 80,4 (6,3) / Residencia Prospectivo >64 años, capaz de deambular y 1 o más: 38%*
(310 días) entender órdenes sencillas 2 o más: 13,2%
12
Moreno et a1 2000 1996 164/ 73,2 15,8 85,2 (na) / Residencia Prospectivo Residentes ingresados en 1996 1 o más: 40,8%
(1 año) 2 o más: 26,8%
14
Pujiula et al 2003 na 329 y 372 / 38,9 y — 80,1 (IC 95%: 79,5- Retrospectivo >69 años, del registro de atención 1 o más: 28,9 y 32%**
41,6 80,7) y 78,4 (IC 95%: (1 año) primaria, no enfermos terminales y 2 o más: 10 y 11,8%**
77,8-79,1) / Comunidad residiendo a más de 3 meses en la
comunidad.
15
Guerra et al 2003 na 185/ 49,2 — 79,3 (na) / Residen- Prospectivo na 1 o más: 34,7%
cia (37semanas)
16
Salvà et al 2004 1998-2000 448 / 59,2 11,8 74,4 (6,7)/Comunidad Prospectivo >64 años y capaz de deambular. Se 1 o más: 32,1%
(1 año) excluyeron los no evaluados por 2 o más: 8%
déficit mental o físico y no en casa.
17
Séculi et al 2004 2001-2002 1207/55,1 — na (na) / Comunidad Retrospectivo >64 años. 1 o más: 17,9%
(1 año)
11
Moreno-Martinez et al 2005 1999 200 / 55 — 79,4 (3,6) / Comunidad Retrospectivo >74 años, deambular sin ayuda, sin 1 o más: 36%
(1 año) déficit de memoria, asistir al centro 2 o más: 10,5%
de salud.
18
Varas-Fabra et al 2006 2002-2003 362/58,3 — 79,6 (na) / Comunidad Retrospectivo >70 años, residentes en la comuni- 1 o más: 31,8%
(1 año) dad por más de 6 meses, no enfer- 2 o más: 13%
mos terminales ni encamados.
Neira y Rodríguez- 2006 na 97/ 75,5 13,4 84,1 (6,8) / Residencia Prospectivo >65 años, no inmovilizados perma- 1 o más: 36%
13
Mañas (1 año) nente, no estancias temporales. 3 o más: 17%
Na: no aportado. * : porcentaje proporcional a un periodo de 1 año; ** : datos correspondientes a dos muestras de características similares del mismo estudio.Zenewton André da Silva Gama et al.
Tabla 2
Evaluación metodológica de los 13 estudios incluidos en la revisión
Criterios de calidad metodológica
Estudio y año
1 2 3 4 5 6 7 8 9 10 11 12
9García et al 1994 - + + - - + na + + - - -
7Buz 1996 - + + na na - + + na - - -
10Méndez et al 1997 - - o o o o - - + + + +
8Fernández-Castañón y Cielos 1998 - + + na - na na + + - - -
6Bueno et al 1999 + + - - + + + + + + + -
12Moreno et al 2000 + + + + - na + + + - + -
14Pujiula et al 2003 + - o o o o + + + - + -
15Guerra et al 2003 - + - + + + na - + - - -
17Séculi et al 2004 + - o o o o + - + + + +
16Salvà et al 2004 + + + + + na + - + + + +
11Moreno-Martínez et al 2005 + - o o o o na - + - - -
18Varas-Fabra et al 2006 + - o o o o + - + - + -
13Neira y Rodríguez-Mañas 2006 + + + na na na + + + - - -
Legenda: + = sí, - = no, na = información no aportada, o = no aplicable.
CRITERIOS DE CALIDAD METODOLÓGICA
1: definición específica de caída.
2: estudio prospectivo (+) o estudio retrospectivo (-).
3: seguimiento de al menos 1 año, en estudios prospectivos.
4: intervalo entre recogida de datos 1 mes,vos.
5: estrategia para evitar sesgo de memoria,vos.
6: enmascaramiento del evaluador del seguimiento, en estudios prospectivos.
7: pérdidas de seguimiento o no respuestas 20.
8: analiza ambos factores de riesgos intrínsecos y extrínsecos.
9: evaluación clínica e instrumentos de valoración adecuados.
10: adecuado análisis, interpretación y presentación de los datos (La calificación fue “+” si cumplía por lo menos dos (2) de los siguientes parámetros: uso
de análisis estratificado; uso de análisis multivariado; presentación adecuada de los resultados y métodos estadísticos).
11: tamaño muestral y procedimiento de muestreo correcto.
12: resultados aplicables a la población de ancianos en general.
11pectiva, sin embargo las investigaciones Moreno-Martínez et al. seleccionó sólo
en la comunidad fueron en su mayoría individuos que iban al centro de salud,
17retrospectivas, siendo solamente una de Séculi et al. sólo estudiaron las caídas
temporalidad prospectiva. El control del con asistencia sanitaria, Neira y Rodrí-
13seguimiento en general fue poco detalla- guez- Mañas consideraron sólo a las
do, y los estudios no se refieren en ningún personas con caídas que tuvieron tres o
momento al objetivo de enmascarar al más accidentes en el periodo de segui-
10evaluador del seguimiento. El único estu- miento, y Méndez et al. se basaron en el
dio que reportó un porcentaje de no res- autoinforme sobre caída, sin definición
puestas superior al 20%, encontró relación específica. En cuánto al análisis de los
lineal entre las mismas y factores asocia- datos, la mayoría fue insuficiente y en
10dos a caídas . Todos los estudios evalua- algunos casos hubo fallos en la presenta-
8,11,13,15ron factores sociodemográficos e intrínse- ción o interpretación .
cos, pero solamente siete estudios
incluyeron factores extrínsecos en su aná- Indicadores de frecuencia: La figura 2
6-9,12-14lisis . Las muestras habían sido expone la frecuencia de personas con caídas
seleccionadas de diversas maneras, en su en función del ámbito y del año de publica-
mayoría por conveniencia, no representa- ción del estudio.
tivas de la población diana. Algunos estu-
dios estaban evidentemente influenciados Todos los estudios evaluaron el número
por el proceso de selección, por ejemplo, de personas que sufrieron por lo menos
48 Rev Esp Salud Pública 2008, Vol. 82, N.° 1EPIDEMIOLOGÍA DE CAÍDAS DE ANCIANOS EN ESPAÑA. UNA REVISIÓN SISTEMÁTICA
Figura 2
Porcentaje de personas que sufren caídas (incidencia acumulada en prospectivos y prevalencia de periodo en transversales)
en función del año de publicación del estudio y del ámbito de recogida de datos
50
45
40
35
30
25
20
15
10
5
0
1993 1995 1997 1999 2001 2003 2005
Año de publicación
Institución
Comunidad
6,9,11,15,18 6,9,18una caída en un año, con excepción de ancianas . Los neurolépticos
15 6,9Guerra et al. que identificaron la inci- seguidos por las benzodiacepinas son
dencia acumulada en poco menos de los medicamentos más relacionados con
nueve meses. De acuerdo con el diseño de las caídas, y también la polimedica-
11,15cada estudio, retrospectivo o prospectivo, ción .
se ha utilizado la prevalencia de periodo
6(un año) o la incidencia acumulada para Así mismo, diabetes mellitus , inconti-
10medir la frecuencia de personas que nencia urinaria , secuelas físicas de acci-
9sufren caídas. El porcentaje varió del dente cerebro vascular , hipotensión ortos-
10 15 1314,4% en el estudio de Méndez et al. tática , enfermedad neuropsiquiátrica ,
10efectuado con personas de la comunidad problemas de visión y la pluripatolo-
7 16,17al 46% en el estudio de Buz , con una gía , han sido identificadas como facto-
población de ancianos institucionalizados res de riesgo. Otro riesgo importante ha
9,10,13,16en una residencia de mayores. Siete estu- sido el deterioro cognitivo que tam-
dios aportaron el porcentaje de individuos bién guarda relación con la desorientación
6,9,11,12,14,16,18 18con dos o más caídas . Los espacial .
porcentajes de personas que sufren dos o
9,10más caídas son menores y varían del 8% La disminución de la función física ,
al 26,8%. Dos estudios estratificaron el sobretodo relacionada con pérdidas de
14,16 6,10,15cálculo de la incidencia por género ,en equilibrio y durante la marcha predis-
ellos apreciamos una mayor frecuencia de pone a las caídas. El uso de ayudas técnicas
mujeres que sufren caídas frente a los para la marcha se relaciona, así mismo, con
8,12hombres. un mayor número de episodios .
Factores de riesgo: Se apreció en En cuánto a las características demográ-
cinco estudios una relación lineal entre el ficas, dos estudios han identificado un
10,17uso de fármacos y las caídas en personas mayor riesgo para el género femenino y
Rev Esp Salud Pública 2008, Vol. 82, N.° 1 49
%
d
e
p
e
r
s
o
n
a
s
q
u
e
s
u
f
r
e
n
c
a
í
d
a
sZenewton André da Silva Gama et al.
Tabla 3
Principales consecuencias de las caídas en ancianos identificadas en los 13 estudios incluidos
Herida Cambió Urgencias, centro de Ingreso
Estudio Fractura Miedo de caerSuperficial la vida salud o en el domicilio en hospital
9García et al 1994 29,5 5,1 19 — — —
7Buz 1996 12 1,2 — — — —
10Méndez et al 1997 61,1 16,5a — — — 19
8Fernández-Castañón y Cielos 1998 — 10 — — — —
6Bueno et al 1999 36,1 8,4 55 — 39 —
12Moreno et al 2000 16,8 — — — 2,7 —
14Pujiula et al 2003 — G1: 10,4 G1: 3,6 B — G1: 45,4 G1: 7,3
G2: 6,9 G2: 1 B G2: 30,3 G2: 5
15Guerra et al 2003 — 5,3b — — — —
17Séculi et al 2004 — — — — — —
16Salvà et al 2004 62,9 7,7 9,5 64,4 21,7 3
11Moreno-Martínez et al 2005 — — — — 41,7 9,7
18Varas-Fabra et al 2006 56,5 7,8 25 44,7 30* —
13Neira y Rodríguez-Mañas 2006 — — — — — —
Los datos se presentan en frecuencias relativas (%) respecto a los sujetos que sufrieron caídas.
* En este estudio, el 4,9% necesitó rehabilitación.
** Datos correspondientes a dos muestras de características similares del mismo estudio (G1: Grupo 1; G2: Grupo 2).
otros dos para ancianos de edad más avan- do a su poco valor para inferir factores de
12,16zada . Además, tener antecedentes de riesgo de caídas. Estos estudios sólo aporta-
caídas puede ser un factor que represente ban un perfil de la muestra estudiada y su
6,15,16riesgo de que se repitan . validez era muy limitada.
Consecuencias: Las principales conse- Hemos encontrado mucha discrepancia
cuencias relacionadas con las caídas, que en el cumplimiento de los criterios de cali-
6han sido evaluadas en los estudios incluidos dad metodológica evaluados. Bueno et al. ,
en este trabajo, se muestran en la tabla 3. con población institucionalizada, y Salvà et
16 14Las consecuencias más estudiadas son las al. y Pujiula et al. , en estudios en la
físicas y funcionales, con índices de fractu- comunidad, fueron los estudios más com-
7ras que variaron desde el 1,2% hasta el pletos de acuerdo con nuestra valoración
10 1416,5% . Entre las consecuencias psicoso- metodológica, aunque Pujiula et al. no se
ciales y de asistencia sanitaria se destacan habían planteado identificar factores de
16 18el miedo a caer con el 64% y el 44,7% , riesgo. Es importante destacar que cinco
10y el ingreso hospitalario con 19% y el estudios no aportaron una definición espe-
119,7% . cífica de caída, dificultando su comparación
7-10,15con otras investigaciones .
COMENTARIOS Se aprecia también una carencia de estu-
dios con dirección causa y efecto en perso-
Los estudios epidemiológicos sobre caí- nas de la comunidad. Estos estudios son
das de ancianos de esta revisión tienen limi- mucho más costosos en relación a tiempo,
taciones que deben ser tenidas en cuenta. trabajo y dinero, sin embargo son impres-
Para controlar la calidad metodológica de cindibles para alcanzar personas que toda-
nuestra revisión decidimos excluir estudios vía son funcionalmente autónomas y com-
20-22de series de casos longitudinales , debi- batir los factores que pueden llevar a una
50 Rev Esp Salud Pública 2008, Vol. 82, N.° 1EPIDEMIOLOGÍA DE CAÍDAS DE ANCIANOS EN ESPAÑA. UNA REVISIÓN SISTEMÁTICA
dependencia, que conlleva altísimos costes y preventivo de las caídas a nivel mun-
26,27económicos y sociales. Invertir recursos en dial , las publicaciones existentes indi-
estos estudios es esencial para el desarrollo can que en España no hay una tendencia
de estrategias de prevención eficientes. lineal que apunte hacia la disminución de la
incidencia de caídas en los últimos 15 años.
En el análisis de la figura 2 se aprecia Los números denuncian que la evidencia
que la incidencia de personas que sufren científica de intervenciones preventivas de
caídas en la comunidad está entre el 30% y caídas necesita ser implantada, mejorada o
el 35%. En cuanto a los dos casos de estu- adaptada a la realidad de esta población.
dios de la comunidad con incidencia
menor, alrededor del 15%, pueden deberse Siete estudios también consideraron fac-
a un sesgo de selección relacionado con tores extrínsecos o ambientales, pero de
las no respuestas y al autoinforme de caí- manera superficial. Nosotros hemos consi-
10das , y a la definición de caídas utilizada derado el uso de bastón u otra ayuda técni-
17por Séculi et al. , que solamente incluía ca como un factor de riesgo extrínseco, aun-
aquellas caídas que necesitaron algún tipo que también puede ser un indicador de
de asistencia sanitaria. Se observa también fragilidad del anciano. Así mismo, el estu-
que hay una mayor incidencia de personas dio de factores ambientales debe ser anali-
que sufren caídas en las instituciones, alre- zado de manera más profunda, pues la mala
dedor del 40% al año. Los porcentajes de iluminación, pisos resbaladizos, alfombras,
incidencia de caídas encontrados en Espa- falta de barras de sujeción en pasillos y
ña, coinciden con estudios internacionales, baños pueden ser causas importantes de
28siendo la incidencia en instituciones espa- caídas . La infraestructura y organización
ñolas ligeramente más baja que en las ambiental hacen que la propia residencia de
23,24extranjeros . La mayor incidencia de ancianos sea una variable que dificulta la
caídas en personas institucionalizadas se extrapolación de los resultados a poblacio-
debe a su mayor fragilidad, comorbilidad y nes institucionalizadas en general, limitan-
23nivel de dependencia . Sin embargo, el do sus resultados a la muestra estudiada.
hecho de que hay un menor índice de per- Para que el estudio tenga validez externa se
sonas que sufre caídas en instituciones debe efectuar con muestreo probabilístico
españolas debe ser visto con precaución, de sujetos que pertenezcan a varias residen-
29pues el control del seguimiento no ha sido cias de una población diana . La extrapola-
detallado convenientemente en los artícu- ción de los resultados de la población de
25los. Así mismo, Ganz et al. demostraron estudio a otras poblaciones equivalentes
en su revisión sistemática que el intervalo exige que se cumpla el principio de la
máximo recomendando en el seguimiento representatividad de su población, es decir
de estudios de cohortes sobre caídas es de que todos los sujetos institucionalizados de
un mes, debido a los posibles errores de la población, procedentes de distintas resi-
información por alteraciones en la cogni- dencias, deben tener la posibilidad de parti-
29ción y problemas de memoria de los ancia- cipar de la muestra . El muestreo por con-
nos. Además, la recogida de datos cada veniencia también impide esta
tres meses, o pasado un año, pueden generalización en los estudios de la comu-
subestimar las cifras reales. Los estudios nidad.
españoles no incluyen los intervalos de
seguimiento. En el análisis de los datos todos los estu-
dios intentaron identificar factores de riesgo
Otro factor importante que se desprende o causas de caídas, no obstante suelen utili-
del análisis de la figura 2 es que a pesar del zar solamente el análisis bivariado, que es
30avance en el conocimiento epidemiológico insuficiente para este tipo de estudios . El
Rev Esp Salud Pública 2008, Vol. 82, N.° 1 51Zenewton André da Silva Gama et al.
uso de análisis estratificado o multivariado, El deterioro de la función física identi-
para controlar variables de confusión o coli- ficado en los estudios de la presente revi-
nealidad, fue poco utilizado. En algunos sión, especialmente de la marcha y del
casos era necesario estimar el efecto prácti- equilibrio, forman parte de los factores de
co de las asociaciones estadísticas, pues la riesgo más evidentes en la literatura mun-
19,30,33,34significación en que se basaron las conclu- dial . En este caso, el profesional
8,18siones fue muy pequeña . Además, en que asume extrema importancia es el
algunos artículos encontramos fallos en la fisioterapeuta, siendo el responsable de
8,11,13presentación de los resultados . Para aplicar ejercicios específicos para mante-
cumplir nuestro criterio de calidad de análi- ner o, en muchos casos, restablecer las
sis de los datos los estudios debían aportar funciones de marcha y equilibrio perdi-
por lo menos dos de los siguientes factores: das. La revisión Cochrane sobre preven-
presentación e interpretación correcta de ción de caídas destaca los ejercicios físi-
los datos; análisis estratificado; análisis cos especializados con fisioterapeuta
multivariante. como uno de las pocas intervenciones úti-
27les en la prevención de caídas . La Ame-
Los estudios que apuntan relación entre rican Geriatric Society, la British Geria-
6,9,11,13,15el uso de fármacos y caídas tienen tric Society y la American Academy of
amplio apoyo en la literatura mun- Orthopaedic Surgeons Panel on Falls Pre-
19,30,31,32 26dial . En un meta-análisis de 25 vention también recomiendan, en su
32estudios observacionales, Leipzig et al. guía de prevención, el entrenamiento de
encontraron que pacientes que toman fár- marcha y equilibrio en todas las personas
macos psicotrópicos (OR: 1,73; IC 95%: mayores que se caigan y tengan alguna
1,52-1,97), diuréticos (OR: 1,08; IC 95%: alteración de equilibrio o marcha. La
1,02-1,16), antiarrítmicos tipo 1a (OR: identificación de factores de riesgo y el
1,59; CI 95%: 1,05-1,42), y digoxina (OR: compromiso con la calidad del servicio
1,22; IC 95%: 1,05-1,42) tenían mayor prestado debe motivar al personal médico
riesgo de tener una o más caídas. Esta rela- y fisioterapeutas a contribuir en la preven-
ción entre medicamento y caídas subraya ción de caídas y sus consecuencias. Ade-
la importancia del profesional médico en más, el uso de medios de ayuda técnica,
la prevención del problema, ya que los aunque puede ser un riesgo para el pacien-
efectos adversos y las interacciones entre te cuando están mal conservados o son
varios medicamentos pueden causarlo. utilizados de manera incorrecta, parece
Así, el uso racional de la medicación, por ser más una señal de fragilidad y de défi-
8,11medio de revisiones periódicas y control cit físico que un riesgo en sí mismo .
de la dosis, pueden ser importantes para la
seguridad del paciente. Sin embargo, hay Es interesante notar que en dos estudios
que dejar clara la dificultad en separar los con ancianos de la comunidad, las mujeres
efectos de los fármacos de los efectos de se destacaron con mayor riesgo de caí-
10,17las enfermedades para las cuales fueron das . Sin embargo, esta diferencia no
prescritos. En este sentido, cuatro estudios suele aparecer en instituciones, donde la
encontraron relación entre caídas y dete- incidencia es equivalente, y a veces hasta
rioro cognitivo o demencia, otros hallaron inversa, ya que allí están los hombres más
23que algunas enfermedades crónicas, o el enfermos y debilitados .
cúmulo de estas, pueden causar las caídas.
El tratamiento farmacológico y no farma- En cuánto al hecho de presentar antece-
cológico de estas enfermedades debe ser dentes de caídas, aunque no ofrezca infor-
llevado a cabo en armonía con la preven- mación sobre la etiología de las caídas, si
ción de caídas. sugiere que si los deterioros físicos y ries-
52 Rev Esp Salud Pública 2008, Vol. 82, N.° 1

¡Sé el primero en escribir un comentario!

13/1000 caracteres como máximo.