El Respeto a la Intimidad. El Secreto Profesional en Enfermería (The Privacy Respect and the Professional Secret in Nursing)

De
Publicado por

Resumen
Las situaciones que se presentan en el cuidado de la salud exigen desvelar aspectos de la intimidad personal, que en la vida corriente quedarían reservados a relaciones de familiaridad. La interacción que se establece entre el cuidador y la persona cuidada es una relación excepcional de proximidad. Los profesionales de la salud, los gestores, los informáticos y los administrativos, obtienen datos provenientes de la historia clínica, datos que se encuentran especialmente protegidos por la Ley Orgánica de Protección de Datos.
La discreción se ha considerado desde siempre una cualidad esencial de los profesionales sanitarios y así se ha recogido en los diferentes códigos deontológicos que regulan estas profesiones.
Abstract
The situations that appear in health care demand keep awake aspects of the personal privacy, that in the normal life would be reserved to familiary relations. The interactions that settle down between the person who care and who is cared is an exceptional relationship of proximitiy. The healh professional , managers, computing pleople and administratives, collect original data of clinical history, these data are specially protected by the Protection Data law. Discretion has been considered an essential quality of the health professionals and were been collected in codes that regulate these professions. The arguments that defense the privacy value are bases in the person’s value, his/her dignity and autonomy.
Publicado el : martes, 01 de enero de 2008
Lectura(s) : 86
Fuente : Cuadernos de Bioética 1132-1989 (2008) Vol. XIX Num. 65
Número de páginas: 8
Ver más Ver menos
Cette publication est accessible gratuitement

El respeto a la intimidad. El secreto profesional en enfermería
EL RESPETO A LA INTIMIDAD.
EL SECRETO PROFESIONAL EN ENFERMERÍA
THE PRIVACY RESPECT AND THE
PROFESSIONAL SECRET IN NURSING
*María Antonia Fernández Lamelas
*Teresa Álvarez Rodríguez
**José Manuel Ramiro Fernández
***Salomé Martínez de Santiago
*Escuela Universitaria de Enfermería Complejo Hospitalario Universitario de Vigo
Universidad de Vigo
**Escuela Universitaria de Enfermería de Lugo.
Universidad de Santiago de Compostela
***Hospital Meixoeiro de Vigo
maria.antonia.fernandez.lamelas@sergas.es
Resumen
Las situaciones que se presentan en el cuidado de la salud exigen desvelar aspectos
de la intimidad personal, que en la vida corriente quedarían reservados a relaciones
de familiaridad. La interacción que se establece entre el cuidador y la persona cui-
dada es una relación excepcional de proximidad. Los profesionales de la salud, los
gestores, los informáticos y los administrativos, obtienen datos provenientes de la
historia clínica, datos que se encuentran especialmente protegidos por la Ley Orgánica
de Protección de Datos.
La discreción se ha considerado desde siempre una cualidad esencial de los pro-
fesionales sanitarios y así se ha recogido en los diferentes códigos deontológicos que
regulan estas profesiones.
Cuad. Bioét. XIX, 2008/1ª 59Mª. A. Fernández Lamelas, T. Álvarez Rodríguez, J.M. Ramiro Fernández y S. Martínez de Santiago
Los argumentos en defensa del valor de la intimidad se basan en el reconocimiento
del valor de la persona, su dignidad, su unicidad y su autonomía.
Palabras clave: intimidad, confidencialidad, secreto profesional.
Abstract
The situations that appear in health care demand keep awake aspects of the
personal privacy, that in the normal life would be reserved to familiary relations. The
interactions that settle down between the person who care and who is cared is an
exceptional relationship of proximitiy. The healh professional , managers, computing
pleople and administratives, collect original data of clinical history, these data are
specially protected by the Protection Data law. Discretion has been considered an
essential quality of the health professionals and were been collected in codes that
regulate these professions. The arguments that defense the privacy value are bases
in the person’s value, his/her dignity and autonomy.
Key words: privacy, confidenciality, professional secret.
1. Introducción confidencia sea usado para compartirlo
con otros.
Afirmaba I. Kant que «Los hombres Expondremos el concepto de intimi-
tienen afición por los cotilleos y los dad y su relación con el de confidencia-
secretos suelen servir para amenizar lidad, así como del valor de la intimidad
sus conversaciones: toda confidencia se personal y de las exigencias éticas del res-
1interpreta como una especie de regalo» . peto a la intimidad en enfermería, antes
Probablemente estemos ante una tenden- de detenernos en el secreto profesional.
cia bastante general de los humanos. En el lenguaje común, se emplean tér-
Es verdad que toda confidencia puede minos que tienen un mismo significado,
ser entendida por quien la recibe como un no existe diferencia entre intimidad, confi-
don de parte de aquel que en ella revela dencialidad, secreto, vida privada, esfera
una porción de su intimidad. Pero el res- privada, entre otros. Hay que añadir un
peto que merecen esa intimidad y la pro- anglicismo, que viene a engrosar las filas
pia relación de confidencialidad debería de los vocablos que de forma genérica
impedir que lo conocido mediante dicha dan a entender la idea de que existen cier-
tos ámbitos en los que no se debe penetrar
a menos que la persona consienta y este
2término es el de la privacidad.
1 «Sobre los deberes éticos con los demás
atendiendo especialmente al de la veracidad», en
Lecciones de Ética, Ed. Crítica, Barcelona 1988, p. 2 Traducción impropia del anglicismo priva-
272. cy.
60 Cuad. Bioét. XIX, 2008/1ªEl respeto a la intimidad. El secreto profesional en enfermería
Todos ellos representan la idea de la evitar la difusión, siendo mas común su
existencia de una esfera privada en la que empleo en lo relacionado con documen-
cada uno tiene la potestad para decir de tos, hechos o noticias.
lo que quiere que otros conozcan sobre Tanto la vida privada como la in-
si mismo. timidad poseen elementos comunes.
En ambas rige la libertad, existiendo la
2. Intimidad, vida privada y confiden- conciencia social de no injerencia, de
cialidad ahí surge la necesidad de que se proteja
legalmente.
El Diccionario de la Real Academia El ordenamiento jurídico establece al-
Española de la Lengua en su segunda gunos límites, la convivencia social otros,
acepción, define la intimidad como: «zona pero lo esencial es la libertad del indivi-
espiritual íntima y reservada de una duo y la facultad que posee de excluir o
persona o de un grupo, especialmente hacer participes a otros de su intimidad
de una familia». y vida privada.
La distinción entre intimidad y priva- La intimidad es consecuencia de la
do, siendo esto último «lo que se ejecuta integración del individuo en grupos so-
a la vista de pocos, familiar y domésti- ciales. Por ese motivo el reconocimiento
camente, sin formalidad ni ceremonia y en su caso la protección de una esfera
alguna», no se deduce una radicación íntima del individuo frente a los demás ha
espiritual relativa a la persona, ni sin- recibido un tratamiento muy distinto en
gularidad que la identifique, lo que se función de los diferentes grupos sociales
ejecuta a la vista de pocos no tiene que y del momento histórico que se analice.
ser necesariamente íntimo. El acceso limitado, se puede y se debe
El concepto de vida privada es muy dar en relación a nuestro cuerpo y aquí ya
amplio, genérico y engloba a todo aque- obtendríamos la primera manifestación,
llo que no es o que no se quiere que sea que sería, la intimidad personal y también
del normal conocimiento. Dentro de ello la intimidad física. Esta forma de acceso
existe un núcleo que protegemos con limitado es de extraordinaria importancia
más fuerza y que entendemos que es en el campo de la salud. Los pacientes
esencial para nosotros, a esto le llamamos esperan que se les trate con delicadeza,
intimidad. que no se les desnude si no es necesario,
Confidencialidad es «lo que se hace es decir que se respete su intimidad.
o se dice en confianza o con seguridad En un principio la intimidad tiene
3recíproca entre dos o más personas» . un carácter meramente excluyente y se
Lo confidencial puede hacer referencia identifica con el derecho a estar solo, o
a la intimidad, pero su esencia radica en a ser dejado en paz, pero los límites del
derecho, se han ensanchado. De esta
forma el derecho a la intimidad es la po-3 Definición del Diccionario de la Real Aca-
demia Española de la Lengua. testad que tenemos de que un tercero no
Cuad. Bioét. XIX, 2008/1ª 61Mª. A. Fernández Lamelas, T. Álvarez Rodríguez, J.M. Ramiro Fernández y S. Martínez de Santiago
conozca nuestra vida privada, y también soporte, aplicación o medios informáticos
la posibilidad de controlar lo que otros en la selección, recolección, almacema-
conocen de nosotros mismos. niento, comunicación de datos de carácter
La concepción de derecho a la inti- personal art. 18.4.
midad que une la definición objetiva y Cuando la intimidad sale de nosotros
subjetiva parece la más acorde tanto con se comparte con alguien, se convierte
la idea de derecho a la intimidad como en intimidad compartida y por antono-
con las necesidades de nuestro ordena- masia, en la relación sanitaria-paciente,
miento jurídico. Se debe en esencia a la nos encontramos con la confidencialidad
evolución del derecho a la intimidad, el (ponemos la fe en esa persona).
cual ha ido ensanchando sus límites y su
configuración. 3. El valor de la intimidad
Pero el concepto del derecho a la
intimidad no puede en ningún caso ser Buena parte de las argumentaciones
cerrado, esta conclusión se debe a que la en defensa de la intimidad se centran en
idea que se tiene de intimidad varía de el respeto a la dignidad de la persona.
una persona a otra, de un grupo a otro, Esta línea de pensamiento sostiene que
de una sociedad a otra. Son elementos la intimidad está profundamente conec-
determinantes la edad, la cultura, la tada con el reconocimiento del valor de
educación y la comunidad en la que nos la persona, su dignidad, su unicidad y
4 5integramos . su autonomía .
El derecho a la intimidad es un dere- El reconocimiento de los tradiciona-
cho subjetivo, de defensa de una parte les derechos de la personalidad como
de nuestra vida que queremos mantener derechos fundamentales, como sucedió
reservada, y de la que tenemos plena con la intimidad en el artículo 18 de la
disposición. Es un derecho positivo, que Constitución Española de 1978, supuso
se encuentra recogido en la Constitución un paso decisivo para precisar su estatus
Española en el art. 18. Se garantiza el jurídico y su satisfacción. Estos derechos
derecho al honor, a la intimidad personal suponen la concreción y explicitación del
y familiar y a la propia imagen en el art. derecho a la intimidad.
18.1, abarcando los aspectos esenciales de La concepción positivista de los dere-
la intimidad, como la inviolabilidad del chos fundamentales considera a aquellos
domicilio art. 18.2, la de las comunicacio- que se encuentran recogidos en las nor-
nes art. 18.3, inclusive la realizada a través mas jurídicas. Las tesis iusnaturalistas in-
de los nuevos fenómenos tecnológicos sisten en considerar que los derechos fun-
cuando se utiliza la informática como damentales evolucionan como respuesta
4 Rebollo Delgado, L.: El derecho fundamental 5 Vielva Asejo, J: Ética de las profesiones.
a la intimidad. Dykinson. Madrid 2000. pág. 93. Desclée. Bilbao 2002. pág. 112.
62 Cuad. Bioét. XIX, 2008/1ªEl respeto a la intimidad. El secreto profesional en enfermería
a los intereses y exigencias necesarias en mo. Y debe suscitar en nosotros el respeto
cada momento histórico se requieren para propio de estar ante algo en cierto modo
6el desarrollo de la persona humana . único y por ello la confidencia que se nos
hace ha de ser tratada con lealtad, lo que
4. Exigencias éticas de la intimidad exigirá no compartirla con otros.
La intimidad física exige una deter- 5. Obtención de datos procedentes de
minada actitud de respeto por parte del las historias clínicas
profesional sanitario.
Las situaciones propias del cuidado Por ser un instrumento vinculado a la
profesional de la salud exigen con fre- asistencia del paciente, la historia clínica
cuencia el desvelar aspectos de la intimi- debe ser necesariamente accesible a los
dad corporal, aspectos que normalmente profesionales encargados de su tratamien-
quedan reservados para las relaciones to y cuidado. Como principio general
especiales y limitadas de familiaridad. esta afirmación parece incuestionable,
Se podría decir que ponen a la persona pero en la práctica generaba dudas en
cuidada en condiciones que le fuerzan a su aplicación.
compartir aspectos de esa intimidad suya La norma general que recogía la Ley
con el cuidador. La nueva interacción (de- General de Sanidad en el art. 61 limitaba
manda y prestación de cuidados) obliga el acceso, a la historia clínica, a los fa-
a reubicar las barreras de la intimidad, cultativos implicados directamente en el
dando acceso a ella al cuidador profesio- diagnóstico y tratamiento. La aplicación
nal. Este se ve situado, en una relación estricta del mencionado precepto, al me-
excepcional de proximidad. nos en su literalidad, excluía el acceso
Desde el punto de vista de la relación a profesionales distintos del personal
entre el profesional sanitario y el pacien- médico y únicamente dentro de estos a
te, la autonomía de este, es un principio los que tenían una implicación directa
fundamental que ha de ser respetado, en su asistencia.
7abriéndose paso la idea de que para En la nueva regulación, Ley 41/2002
actuar sobre el enfermo se necesita su en materia de historia clínica modifica los
permiso, nos legitima el acercamiento al términos de la Ley General de Sanidad,
enfermo, que él nos lo permita. y con una redacción más acorde con la
La persona puede desvelar partes de realidad de las instituciones sanitarias,
su mundo interior a otros, puede hacer prevé el uso de la historia clínica por
confidencias. La confidencia es un don, parte «del personal sanitario».
porque el otro nos entrega parte de sí mis-
7 Ley 41/2002, de 14 de noviembre, Básica
Reguladora de la autonomía del paciente y de De-
rechos y obligaciones en materia de información y
6 Pérez Luño, A: Derechos humanos, estado de Documentación Clínica. BOE de 15 de noviembre
derecho y constitución. Técnos. 2000. págs. 325-325. de 2002.
Cuad. Bioét. XIX, 2008/1ª 63Mª. A. Fernández Lamelas, T. Álvarez Rodríguez, J.M. Ramiro Fernández y S. Martínez de Santiago
La nueva regulación resulta, a su vez, una consideración holística e integral del
novedosa en cuanto que contempla de ser humano.
manera especifica el acceso a la historia Las enfermeras son profesionales cla-
por parte del personal no asistencial, el de ve del sistema de atención sanitaria para
administración y gestión, si bien limitado mediar en la interacción entre ciencia, la
exclusivamente a los datos relacionados tecnología y el paciente. El desafío que
con sus funciones. se presenta a la profesión enfermera es
Los/as enfermeros/as, como profesio- la manera de seguir prestando cuidados
nales sanitarios, tienen acceso a la historia centrados en las personas, que den a la
clínica de las personas a las que cuidan, vida, a la salud y a la muerte su verdadera
8sirviéndole ésta como herramienta para significación .
poder obtener datos de los pacientes y
así poder proporcionar una prestación de 7. El secreto profesional
cuidados adecuada, pero exclusivamente
con esta finalidad. Secreto, reserva o sigilo, según la Real
Así mismo resulta novedoso el ar- Academia de la Lengua, significa lo que
tículo 15 de la Ley 41/2002 en el que se tiene reservado y oculto, separado de la
se establece el contenido de la historia vista y del conocimiento de los demás.
clínica, incluyendo entre el contenido Los precedentes se encuentran en el
mínimo de la misma, la hoja de evo- Juramento Hipocrático, asumiéndose la
lución y planificación de cuidados de obligación de preservar los secretos del
enfermería y la aplicación terapéutica de paciente para que pudiese hablar con
enfermería, circunstancia que no había libertad de los síntomas, hábitos y activi-
sido contemplada de manera fehaciente dades. En el Derecho Romano se estable
hasta la fecha de la publicación de la que los pactos deben ser respetados y en
mencionada ley. la Edad Media se proclama el «sigillum»
9o secreto sacramental.
6. Consideraciones ético-legales entorno El secreto profesional es una forma
a la enfermería y la obtención de datos de secreto confiado o pactado, por enten-
derse que, al asumir una profesión o al
El cuidado de la salud de las personas entablar una relación con un paciente o
es el objetivo principal y el fin de la pro- usuario, se estable un acuerdo tácito por
fesión enfermera. Cuidar de la salud es el cual la información que el profesional
lo que, a lo largo de toda la historia, ha conoce debe ser guardada bajo secreto.
configurado el quehacer enfermero. Ello El secreto profesional consiste, pues, en
ha hecho de esta acción básica toda una el compromiso de no divulgar aquello
profesión, precisamente por la considera-
ción tan valiosa del significado que tiene
8 Vielsa Asenjo, J., op. cit. 116.
la vida humana, la salud, la integridad, la 9 Polaino-Lorente, A.: Manual deBioética Gene-
ral. Rialp. Madrid 1993. pág. 298.dignidad, la autonomía, todo ello desde
64 Cuad. Bioét. XIX, 2008/1ªEl respeto a la intimidad. El secreto profesional en enfermería
que es conocido mediante el desempeño enfermería. Y desde que esta profesión
de una profesión; compromiso que es ha empezado a reconocerse a sí misma
adquirido por el profesional mediante un como tal y a darse unas ciertas normas
pacto tácito que se realiza con la sociedad condensadas en forma de códigos, en
por el hecho de asumir la profesión. ellos ha figurado el deber de mantener
el secreto sobre la información obtenida
8. La extensión del secreto profesional en el ejercicio profesional. Ya en el jura-
mento de Florence Nightingale, redactado
El secreto profesional incluye, desde en 1893, se dice: Consideraré como con-
luego, todo aquello que, perteneciendo fidencial toda información que me sea
al ámbito de la intimidad del paciente, revelada en el ejercicio de mi profesión,
es conocido por el profesional en el así como todos los asuntos familiares de
10ejercicio de sus funciones, sea mediante mis pacientes .
manifestación espontánea o provocada Este compromiso de confidencialidad
del propio interesado, sea por cualquier se recoge también en el código CIE (códi-
otra vía. Pero no se limita a eso, sino que go internacional de la enfermería), desde
afecta también a todo aquello que, sin la versión de 1953, manteniéndose en las
formar parte de ese ámbito íntimo se ha versiones revisadas de 1973 y 2000.
conocido acerca del paciente en el estric- El código Deontológico de la enfer-
to ejercicio profesional o con ocasión de mería Española de 1989 recoge también
tal ejercicio, incluso el mismo hecho del este deber en concreto en artículo 19 y ss,
ingreso o de la prestación sanitaria. Este estableciendo que la enfermera guardará
deber se extiende mas allá de la muerte en secreto toda la información sobre el pa-
de la persona interesada, no solo porque ciente que haya llegado a su conocimiento
11los familiares aún vivos pueden hallarse en el ejercicio de su trabajo .
implicados, sino porque la memoria del El Código Penal vigente, en el art.
difunto exige igualmente respeto en el 199.2, establece que el profesional que,
ámbito de lo privado. con incumplimiento de su obligación de
¿A quién afecta esta obligación? Desde sigilo o reserva, divulgue los secretos de
luego a todos los profesionales sanitarios. otra persona, será castigado con la pena
También a aquellos otros profesionales de prisión de uno a cuatro años, multa
que han de compartir la información de 12 a 24 meses e inhabilitación especial
acerca del paciente por colaborar en su para dicha profesión por tiempo de dos
asistencia. Esto es lo que se denomina a seis años.
secreto profesional compartido.
10 El llamado juramento de Florence Nightin-
gale fue redactado por una comisión nombrada por 9. El secreto profesional en los códigos
el Colegio Farran del Hospital Harper en Detroit,
año 1893.
La discreción se ha considerado des- 11 Arroyo, M.P.: Ética y legislación en Enfermería
Interamericana. Madrid 1996. págs. 79-86. de siempre una cualidad importante en
Cuad. Bioét. XIX, 2008/1ª 65Mª. A. Fernández Lamelas, T. Álvarez Rodríguez, J.M. Ramiro Fernández y S. Martínez de Santiago
La obligación de la guarda del se- que trabajan en él. Tanto en la recogida de
creto profesional cede cuando se ponga datos por parte de las enfermeras, como
en peligro la salud pública o cuando en el uso que se haga de los obtenidos por
se atienda a personas que se sospecha otros profesionales resulta imprescindible
haber sido víctimas de un delito, como el respeto en todo momento la dignidad
malos tratos, agresiones, violaciones. La de las personas preservando su derecho
confidencialidad del paciente no puede a la intimidad. Como pauta de conducta
quedar exclusivamente subordinada al nos puede servir de guía el art. 21 del
beneficio colectivo, salvo en los casos Código Deontológico de la Enfermería
tasados por la ley. Española, en el que se establece que
«cuando la enfermera/o se vea obligada a
10. Conclusiones romper el secreto profesional por motivos
legales, no debe olvidar que moralmente
Para poder prestar unos cuidados de su primera preocupación, ha de ser la se-
calidad los enfermeros han de tener en guridad del paciente y procurará reducir
cuenta los derechos y las obligaciones al mínimo indispensables la cantidad de
emanadas de la legislación vigente, que información revelada y el número de per-
afectan a los pacientes o usuarios del siste- sonas que participen en el secreto».
ma sanitario, así como a los profesionales
Recibido: 09-11-2006
Aceptado: 04-05-2007
66 Cuad. Bioét. XIX, 2008/1ª

¡Sé el primero en escribir un comentario!

13/1000 caracteres como máximo.