La lecture en ligne est gratuite
Leer Descargar

Compartir esta publicación

También le puede gustar

Opinión y medios de comunicación en la era de la globalización informativa
Los medios de comunicación se han vuelto un apéndice de la vida individual y un observador omnipresente sobre lo que sucede en el mundo. En la actualidad estamos al tanto sobre lo que sucede en los lugares más lejanos del mundo, nos enteramos de cataclismos 1 naturales, golpes de estado, cambios políticos…Incluso llegamos a tener una opinión de lo que sucede en el mundo. Sin embargo la sensación de omnipresencia que transmiten los medios y que hace creer que sabemos como consumidores de los medios lo que sucede en el mundo es engañosa.
Conocemos, comprendemos y opinamos desde lo que los medios nos muestran, por ende la idea que tenemos del mundo parte desde lo que los medios nos dejan ver.
Para ver que tan cierta es esta suposición en un primer momento dibujaremos el contexto actual de los medios de comunicación en el tiempo actual; en seguida nos detendremos en explicar los distintas dinámicas que permiten percibir el mundo; en un tercer momentos detallaremos algunos mecanismo empleados por los medios para construir la percepción del mundo.
I El ecosistema comunicativo
Las transformaciones tecnológicas en el mundo de la comunicación han generado un ecosistema comunicativoinusitado en la historia. Surgido en la década de los 80 y propulsado por el desarrollo de los mercados económicos, los medios de comunicación se han vuelto los actores dominantes de este espacio global. En esta reconfiguración espacial, el Estado ha perdido progresivamente su función tradicional: decidir sobre los modelos de desarrollo, proteger los intereses de las colectividades nacionales y por ende estructurar el espacio público. (Hopenhaym, 2004)
En el inusitado espacio global, las transformaciones tecnológicas han transformado la manera de comunicar por parte de los distintos medios de comunicación. La radio ha diversificado sus programas para llegar a un mayor número de telespectadores, de igual forma 1 Por opinión tomaremos el término en el sentido largo de la palabra es decir: como un juicio o concepto que tenemos sobre determinado tema.
su amplia difusión ha permitido la emergencia de nuevos actores que difunden sus mensajes (ONG´ s, comunidades locales…). Hasta cierto punto la diversificación de los programas en la radio y la de los nuevos actores que la aprovechan para transmitir sus relatos y sus lenguajes, han generado un nuevo espacio público caracterizado por la variedad de actores y mensajes que lo componen.
Por su parte la prensa se ha concentrado en las manos de gigantescos monopolios. En este contexto, el espectro escrito es sumamente variado sin embargo la mayoría de las publicaciones provienen de unos cuantos conglomerados informativos. Por lo que el lector consumidor ve enmarcado su contenido informativo en un cuadro delimitado por corporaciones como News Coorporation, Televisa, Grupo Cisneros. (Trejo Delarbre, 2010)
Los principales cambios experimentados por la televisión tienen que ver con la irrupción de una globalidad en la vida cotidiana de los usuarios, pero también de la aparición de lo local, lo en la esfera global. Cualquier individuo que tenga algún instrumento de comunicación-video puede saber lo que sucede en el mundo al instante y a su vez mostrar al mundo lo que sucede en su cotidianidad. Hoy en día la televisión muestra noticias sobre cataclismos naturales en lugares lejanos, noticias sobre acontecimientos chuscos o extraños en otros países etc.
Este espacio comunicativo es controlado en su gran mayoría por grandes corporaciones, con un impresionante poder de alcance. Algunos ejemplos emblemáticos serían Televisa, O GLOBO, TIME, WARNER, CNN o SONY. Curiosamente, cuando la Aldea Globales dominada por unos cuantos oligopolios, la información que circula en ella es cada vez más diversa respecto a su variedad de temas. Sin alejarse claro está de la lógica comercial que rige la producción del conocimiento. (Hopenhaym, 2004)
II Inmediatez Global
La posibilidad en conectarse a los medios digitales desde cualquier lugar del planeta, la velocidad con que los medios de comunicación informan lo que sucede en el mundo han generado lo que Ulrick Beck denomina una especie de inmediatez global que ha transformado de manera radical la manera de ver, conocer y comprender el mundo. (Beck, 2008:5)
Esta especie de globalidad “cotidiana” por la pluralidad de dinámicas que le dan vida, implica que existen significados diferenciados de sentir, vivir y expresar ésta realidad. Por ejemplo en los medios de comunicación con alcance global, se encuentra uno de los principales catalizadores a la hora de experimentar la globalidad a nivel individual. La inmediatez con la que los individuos nos enteramos de los sucesos que conforman el mundo, han hecho que algunos sociólogos, como Ulrick Beck, consideren que la vida cotidiana tiene un rasgo de globalidad. Incluso en ésta cotidianidad se llegan a globalizarse las emociones, cómo sucede cuando se da un cataclismo natural y al ver las imágenes de devastación se despierta un sentimiento de solidaridad mundial para ayudar a los damnificados. Siendo así, una de las formas de experimentar la globalidad se encuentra en un imaginario cotidiano plasmado por los medios de comunicación y caracterizado por la inmediatez en el conocimiento de los fenómenos, lo que genera la sensación de vivir en un tiempo cada vez más unido.
 Al sentir del tiempo presente por el papel de los medíos de comunicación, se encuentra el fenómeno de la sociedad de consumo. En ella, los individuos se ven unidos por las verdades indiscutibles del mercado (Bourdieu,1996:28) esta sociedad se articula en torno a la creciente mercantilización de las actividades sociales y la idea de que la esfera social es vista como un mercado. Su lógica, sus valores, sus ideas y su visión del planeta giran alrededor de ella. En esta sociedad, el mercado de consumo se vuelve la instancia legítima de legitimación. El consumo de películas, debest sellers, de lugares turísticos serán los referentes del mundo, serán las líneas para guiarse y descubrir la realidad. Haciendo que la lógica del consumo se convierta en uno de los ejes en la comprensión de la realidad. (Bourdieu, 1996:28) De esta manera, la gente leerá ciertos libros por que se encuentran en la lista de losbest sellers, viajará a ciertos lugares porqué son los que están más de moda. El marketing y el consumo se volverán los vectores en el descubrimiento de la realidad.
III La manera de comprenderlo El problema en esta proceso de construcción del mundo a nivel individual es que como es imposible conocer todo el mundo y que todos lo conozcan por igual, la idea del mundo a nivel individual y a nivel colectivo se traduce en un imaginario creado por los medios de comunicación. Una reflexión que sintetiza a la perfección ésta situación es la del gato de Geluck quien al leer el periódico se percata que: « les gens croient apprendre ce qui se passe dans le
monde mais en réalité ils n’apprennent que ce qui se passe dans le journal”(Neveu,2001:83) y podríamos agregar en general en todos los medios de comunicación. Desde esta perspectiva se podría afirmar que los medios de comunicación dibujan el marco de referencias mediante el cual se construye a nivel individual y colectivo una idea del mundo. La existencia de tendencias, temas en boga, problemáticas, modas y preocupaciones globales se debe a que el entendimiento del mundo, al estar dominado por los grandes oligopolios informativos – Disney, BBC, FOX, ONU, BM…– estos crean los parámetros de 2 comprensión delo que esyde cómo debe ser.
Esta situación se asemeja a lo que algunos escritores como McCombs o Cohen llaman la teoría de la “agenda setting”, en ella:los temas de preocupación más destacadosse transforman entemas de preocupación más importantes. (Rubio Ferres, 2009). Esto implicaría que los temas más relevantes en la prensa, la televisión o los medios de comunicación son el menú temático desde el cual la opinión pública construye una postura. Zigmund Bauman en “Tiempos liquidos” explica la correlación existente entre las temáticas presentadas por los medios y la manera de narrarlos con las reacciones de los espectadores. Por ejemplo, el discurso oficial que enfatiza el problema de la violencia, afirma el autor, se traduce a nivel colectivo en el consumo de elementos para la seguridad personal como sería poner doble chapa a una casa o vidrios blindados a su coche (Bauman,2007). De igual manera la lógica del consumo, que muchas veces domina la producción mediática, condiciona ciertas actitudes. La gente guía sus lecturas de acuerdo con la lista deBest-Sellers y visita los lugares turísticos de moda o en este caso los más promocionados por los medios de comunicación.
En este nivel del “agenda setting” aparece otro punto que tiene que ver con la manera de percibir el marco de referencias. En este aspecto se encuentran los que buscan influenciar en la manera de ver el mundo: líderes de opinión, intelectuales, lideres morales… Determinados personajes que por el simple hecho de salir a menudo en la prensa, la televisión o la radio se convierten en referentes a seguir. (Neveu, 2001:89) La mayoría de las veces sus discursos cargan con una aureola de legitimidad por parte de la sociedad, lo que les permite imponer una idea de lo qué es el mundo. Pequeños directores de conciencia, los llamará Pierre Bourdieu, se vuelven portavoces de la comunidad,
2No se está insinuando que los individuos acaten dichas explicaciones cómo la única forma de aprender sobre el mundo, existen otros canales de explicación como las discusiones orales, la radio, los blog´s o el arte de ruptura que sirven para explicar el mundo. Sin embargo consideramos que en la actualidad existe una jerarquía explicativa a la hora de comprender el mundo y los medios de comunicación se encuentran en la cúspide.
dicen qué hay que pensar, cuáles son los problemas de la sociedad, la literatura o el arte. Imponen el lente de referencia mediante el cual se debe ver el presente.(Bourdieu,1996:43)
Para hacer valer sus posturas se enfocan en el empleo de ciertos argumentos de legitimación que les permiten justificar sus argumentos. A continuación nos enfocaremos en resaltar algunos de los más recurrentes.
Uno de los más comunes es el de las autoridades discursivas que se dan por ejemplo en los grandes eventos sociales como sería el caso de las reuniones del Foro Económico de Davos. Dichas reuniones se componen de un conjunto de personalidades variadas: cantantes de rock, actores, directores de ONG, personajes que muchas veces nada tienen que ver con asuntos económicos o políticos, pero que gracias a su aureola de popularidad, cargan o se les confiere legitimidad a los ojos de los demás.
Otro sería el caso del consumo como referente, el cual se ha vuelto como se dijo anterirormente “la instancia legítima de legitimación”. El consumo de películas, debest seller, de lugares turísticos hasta cierto punto fungen como referentes del mundo, dictan las líneas para guiarse y descubrir la realidad.(Bourdieu,1996:45) De esta manera, la gente lee ciertos libros porque se encuentran en la lista de losbest sellersy viaja a ciertos lugares porque son los que están más de moda. El marketing y el consumo son vectores en el descubrimiento y por ende en la construcción de la realidad.
El recurso a la tecnología como progreso al infinito, a menudo es presentada como sinónimo de desarrollo y así mismo, el empleo de los transgénicos y pesticidas para la producción de alimentos y que generan efectos nocivos en la salud, son justificables pues más allá de éste tipo de riesgos lo que importa es producir más comida.
Los valores universales en este apartado entran en escena las acciones justificadas por un argumento con aceptación universal –paz mundial, democracia, desarrollo, cooperación internacional, derechos humanos-. Los discursos que recurren a valores universales “cumplen una función de legitimación, legitiman instituciones, prácticas sociales, políticas, legislaciones, éticas y maneras de pensar” (Lyotard, 2008:61)
IV Las grietas del marco
A esta altura se nos podría tachar de maniqueos, de fervientes seguidores de la teoría hipodérmica de Lasswell o incluso de ávidos seguidores del Big Brother de Orson Welles en el que los humanos son casi simples autómatas incapaces de pensar por sí mismos. Más allá de esta mirada negativa, el panorama en los últimos años no es tan negro como pareciera.
Como explicaron Lazarfel y Katz en su obraLa influencia personal. Los líderes de opinión en las comunidades o en el seno de los grupos juegan un papel algunas veces superior al de los medios de comunicación a la hora de influir en la construcción de una opinión. El mejor manejo que tienen de ciertos temas con respecto a los del grupo los convierte en una especie de traductores de ciertos aspectos, políticos, culturales o militares.
En el plano comunicativo es cierto que el papel de los oligopolios se ha vuelto cada vez más poderoso. Lo cual no implica que debamos olvidar el rol de la escuela, la familia y en algunos país la iglesia a la hora de influirá las comunidades. Estos elementos tienen un lugar de suma importancia en la formación de la opinión pública.
Asimismo el elemento medular en la construcción de la opinión reside en el individuo y la manera en que procesa la información. Las vivencias personales, la educación, el grado de conectividad con la noticia recibida, la experiencia personal, el interés por lo que sucede en los medios de comunicación son un punto medular en la construcción de una percepción del mundo y por ende en la construcción de una opinión pública.
En lo que concierne al monopolio del espectro informativo por parte de los oligopolios de la comunicación existen algunas fisuras arroja aires de esperanza. En la actualidad hay pequeños espacios informativos en los que el público no es un simple receptor de los mensajes sino que contribuye en la construcción de los mensajes. Ejemplos de ello son visibles en casos como el de las radios comunitarias en América latina en las que las comunidades se han vuelto las difusoras de sus noticias y de sus problemas. Desde sus preocupaciones directas se han vuelto los constructores de su espacio público y por ende de su opinión publica. Otro caso interesante es el del EZLN quien ha utilizado los medios de comunicación virtuales para saltar la cerrazón informativa de los medios nacionales y así dar a conocer su causa a nivel internacional. Finalmente los blogs y en especial las redes sociales como Facebook y Twiter se han vuelto una especie de catalizador de la sociedad civil. En gran
medida han servido para coordinar manifestaciones a nivel mundial como se dio el caso últimamente con la manifestación de los indignados que tuvo alcances a nivel mundial y en menor escala con los estudiantes en chile.
Es cierto que el papel de los medios de comunicación en la imagen que se tiene del mundo y la opinión que nos hacemos de él colectiva e individualmente es poderoso. Empero, en la actualidad más reciente se ha podido ver que el modelo de los oligopolios no es perfecto y existen fisuras en los medios de comunicación que permiten dar voz a los ciudadanos, hacerlos artífices en la construcción y la difusión de la información.
Bibliografía: Bauman Zigmun,Tiempos líquidos,Tusquets, México, 2007, p. 176.
Beck Ulrich,Generación Global,Paidos, Madrid, 2008, p96.
Bourdieu, P.L’emprise sur la télévision.Paris, 1996 Agir, p. 96. Lyotard Lyotard Jean Francois,La posmodernidad explicada a los niños,Barcelona, Gedisa, 2008, 123 pp.
Neveu Erick, sociologie du journalisme, París, La decouverte,2001 p83
Mesografia
Rubio Ferreres, J (2009) “Opinión pública y medios de comunicación. Teoría de la agendasetting”(15/12/2011), http://www.ugr.es/~pwlac/G25_01JoseMaria_Rubio_Ferreres.html Hopenhaym, M. (Enero 2004) “Orden Mediático y Orden Cultural: una ecuación en busca de resolución”, enPensar Iberoamérica, (11/11/2010),www.oei.es/pensariberoamerica/ric 05a01.htm
Trejo Delarbre, R (Junio 2010) “Muchos medios en pocas manos: concentración televisiva y democracia en América Latina”, (14/12/2011), http://rtrejo.files.wordpress.com/2011/03/muchos-medios-en-pocas-manos-intercom-vol-33-no-1-2010.pdf