No todo lo que twittea es usuario: los Tweet Bots

De
Publicado por

Las imágenes del futuro no son como nos las habían planteado. Todo parece indicar que los robots del 2000 no son los autómatas semi humanos que el cine y la animación de décadas pasadas anunciaban. No, una buena parte de los robots del tercer milenio carece de tuercas, tornillos y metal. Nuestros robots se componen de códigos, lenguajes y pixeles.
Si bien, el mundo se sirve día a día de la ayuda de los robots mecánicos, la aparición y masificación del Internet trajo consigo a una nueva especie dentro de esta fauna: el Internet Bot, o simplemento, el bot, aplicaciones o programas automatizados que ejercen tareas específicas dentro del universo web.
Publicado el : martes, 27 de marzo de 2012
Lectura(s) : 80
Etiquetas :
Número de páginas: 2
Ver más Ver menos
No todo lo que twittea es usuario: los Tweet Bots
Las imágenes del futuro no son como nos las habían planteado. Todo parece indicar que los robots del 2000 no son los autómatas semi humanos que el cine y la animación de décadas pasadas anunciaban. No, una buena parte de los robots del tercer milenio carece de tuercas, tornillos y metal. Nuestros robots se componen de códigos, lenguajes y pixeles. Si bien, el mundo se sirve día a día de la ayuda de los robots mecánicos, la aparición y masificación del Internet trajo consigo a una nueva especie dentro de esta fauna: elInternet Bot,o simplemento, elbot, aplicaciones o programas automatizados que ejercen tareas específicas dentro del universo web. Como ocurrió con los robots mecánicos, la evolución de losbots sefue y se irá dando con la evolución de su medio y de la tendencia de moda en la red. Así como en su momento surgieron los chatbots, elspamcorreo basura automatizado, ahora los obotsa rondar las Redes comienzan Sociales. Hasta ahora, las tareas que estos programas ejecutan son simples y repetitivas: enviar mensajes, analizar contenidos que contengan determinadas palabras, enviar correos, avisos o programas, reproducir información, por mencionar algunos. Y son justo estas dos características (la simpleza y estructura repetitiva) las ideales para que la publicidad usen a losbotscomo una de sus principales herramientas. Si se compara al Internet de ahora con de hace diez años, podrá apreciarse el considerable (por no decir exponencial) aumento de la publicidad en los sitios web. Losbotsuna de las mayores pesadillas publicitarias: el permitenspam, enviando mensajes reitrativos y “personalizados”, esto último gracias al acceso que tienen a los correos electrónicos o, ahora, a las cuentas en redes sociales digitales de los usuarios. Tanto los servidores de correo electrónico como las redes sociales han implementado servicios a través de los que el usuario determina qué información esspamy qué no, sin embargo, la rapidez de éste hace de estos servicios insuficientes. Otro posible uso de losbotses el altruismo. Posiblemente, uno de los usos más útiles y sonados que se le dio a losbotsfue lo que en 2007 hizo el sitio web FreeRice.com, que desarrolló un juego (a manera debot) en el que por cada respuesta que el usuario contestara de forma correcta, diez granos de arroz eran donados al Programa Mundial de Alimentos de la ONU. Desde que inició el programa hasta el último conteo, realizado en Octubre de 2010, 4.32 millones de personas han sido alimentadas. Lamentablemente, ni siquiera es posible evitar la voracidad delspam, que al poco tiempo se apropió del código delbotde FreeRice.com y comenzó a ser utilizado con fines publicitarios. Así pues, losbotstambién desarrollados, no sólo para el sonspam, sino para el envío de virus o “gusanos”, la descarga de programas, la reproducción automática e ilegal de contenidos de sitios web, cambios de nombre de archivos, o incluso, losvotebotsen sitios que requieren de la que participación del usuario (como el “Me gusta” de Facebook o Youtube) hacen que la cuenta del usuario vote de forma favorable o negativa algo. La simpleza que caracteriza a estos robots virtuales los convierte, por ahora, en algo molesto; sin embargo, cabe recordar la evolución que han tenido en los últimos diez años. Cabría imaginar, pues, qué podría ocurrir en los próximos diez años con este tipo de programas ¿Qué tan extensiva puede ser la propagación de un virus virtual? ¿Hasta qué grado podría llegar unvotebot? ¿Qué tanto podría
apropiarse unbotdel perfil virtual de un usuario? Como siempre, el usuario deberá de ir cobrando cada vez mayor responsabilidad de lo que consume y publica en la red y, particularmente, en las redes sociales digitales, así como en la plataforma que venga después. Esta responsabilidad no es sólo para cuidar la identidad y vida digital del usuario, sino también, para aprovechar las ventajas que el Internet trae consigo. Tan sólo esta semana,adolescente chileno de 14 años desarrolló una alarma anti sismos que un informa vía Twitterentre 5 y 20 segundos previos al seísmo. Y si el lector es curioso o gusta de Bob Dylan, tan sólo menciónelo en Twitter y verá lo que ocurre.
¡Sé el primero en escribir un comentario!

13/1000 caracteres como máximo.

Difunda esta publicación

También le puede gustar